Novedades

Volver

Optimismo, el camino al éxito

08/06/2018

Durante el estudio, durante un examen, durante una época difícil en tu vida personal. Las dificultades parecen estar a la orden del día de un estudiante universitario. En esta nota te contamos los beneficios del optimismo para hacerle frente al fracaso.

Pareciera que cuando los problemas llegan a nuestra vida y no podemos solucionarlos, se van juntando y atrayendo otros nuevos. Luego la voluntad va perdiendo energía y terminamos sumidos en un mar de negatividad y frustración que no termina nunca. Si estás pasando por eso, o lo pasaste alguna vez, entonces esta nota te va a servir.

La actitud positiva es igual de necesaria que el hecho de comer, beber y dormir. Es una capacidad humana que a veces dejamos de usar y eso nos puede traer serios problemas. Esta tendencia a esperar resultados positivos de cada acontecimiento puede llevarnos a un mayor bienestar físico y psicológico, además de reducir el estrés y mejorar la concentración.

El optimismo nos lleva a buscar nuestros objetivos, hasta el punto de perseguirlos. Dado que nos genera una confianza suficiente para la búsqueda de nuestras metas. Además de que nos vuelve personas más preparadas para soportar fracasos y además buscar revertirlos.

  • Reconocerse: Lo primero que debes hacer es saber reconocer si sos una persona optimista o pesimista.
  • Horarios claros: Debés dormir lo suficiente y regular los horarios de descanso y de las comidas.
  • Éxitos y desafíos: Es necesario que aprendas a sentirte bien por los éxitos, propios y ajenos, y además debés aprender de los fracasos, y que no siempre son el final de un camino. Un ejercicio para esto puede ser buscar al menos 3 salidas a un problema que estés teniendo.
  • La respiración: Aprender a respirar también es necesario, dado que una mala oxigenación ocasiona que nuestro cerebro no pueda pensar con claridad.
  • Ocio: Disfrutá tu tiempo libre. No te agobies con cosas que aún no has hecho, o cosas que debás hacer en un futuro. Aprendé a relajarte.

 

 

 

 

Esperamos que esta nota te haya servido si estás pasando por una tormenta de negatividad y frustración.

 

Ningún problema es tan grande como el alivio y la felicidad que vienen después de solucionarlo.